Motor de búsqueda personalizada

Búsqueda personalizada

Resultados de Búsqueda personalizada

Para contactar conmigo:

Aquí puedes enviar tus aportaciones, noticias, ideas. Son bienvenidas. Guisaet@gmail.com


domingo, 19 de agosto de 2007

Educación Especial


He recibido una presentación de PowerPoint sobre el Síndrome de Down que me ha impactado. Todos sabemos qué es el Síndrome de Down. ¿Quién no tiene un amigo o familiar con esta particularidad? Y no sólo con esta concreta del Síndrome de Down, sino con muchas otras que, en mayor o menor grado, dificultan la integración de las personas que detentan estas particularidades físicas, psíquicas o mentales en la sociedad.

Es evidente que el desconocimiento de qué son los diferentes Síndromes y particularidades (me resisto a llamarles enfermedades, aunque en algunos casos lo son) y de qué forma se pueden tratar e integrar en el mundo cotidiano, hace que se vea como muy desagradable y dignos de compasión a los que viven de cerca estas variadas circunstancias.

En realidad, cada persona vive una circunstancia especial que podría calificarse como discapacidad. Desde el que tiene dificultades para relacionarse con los deconocidos, el que carece de suficiente autoestima, el que tiene naturaleza irascible, el miedoso, el egoísta, y un largo etcétera de circunstancias que consideramos normales porque son frecuentes y no nos asustan, hasta los privados de movilidad total o de nivel emocional o mental cercano al nulo.

Quiero decir que nadie somos perfectos. Tendemos a la perfección, no sé si de forma natural, y nos asusta la imperfección. Por lo menos la aparente, por que la ética o la moral -como no sean muy manifiestas- no nos repugna tanto.

Hace tiempo, con la LOGSE, (ART. 36 Y 37) se intentó paliar e incluso prevenir, la falta de integración de los niños que tenían algún tipo de discapacidad -en grado leve- fomentando su inclusión en los programas educativos de los Colegios Públicos para así acercar las diferentes realidades y normalizar sus relaciones. Evidentemente, a ese plan le ha faltado fianciación y adolece de muchos recursos para facilitar su aplicación efectiva.

No obstante, donde más se nota esa falta de apoyo institucional es en los Colegios de Educación Especial, cada día más necesarios debido al aumento de la población.

En la FAPA Gabriel Miró, de Alicante, vamos a realizar un esfuerzo por movilizar el sector educativo especial para tratar de que no se olvide, por parte de las Administraciones y de la sociedad en general, a un sector de la población que necesita de un especial apoyo, dada su minoría, y que se constata en casos como el de la ayuda de 2500€ a los hijos nacidos a partir de Julio de 2007, que no son incrementadas si los hijos sufren alguna discapacidad.

Entiendo que este tema suele interesar más a quien lo vive directamente, pero reconozco que nos afecta a todos. Es bueno, al menos, estar formado e informado.

No hay comentarios: