Motor de búsqueda personalizada

Búsqueda personalizada

Resultados de Búsqueda personalizada

Para contactar conmigo:

Aquí puedes enviar tus aportaciones, noticias, ideas. Son bienvenidas. Guisaet@gmail.com


sábado, 30 de enero de 2010

¿Qué expresamos con el sexo?

Es innegable que el sexo forma parte muy importante de nuestra vida. Es uno de los principales anhelos del ser humano, debido que es la principal fuente de placer físico que conocemos.

Cuando, por primera vez, nos asomamos al mundo del sexo, durante la pubertad, lo hacemos influidos por nuestro entorno. En nuestra cultura cristiana y prejuiciosa, el sexo ha estado considerado tema tabú, tema de conversación incómodo cuando de hablarlo seriamente se trata.

No solamente en la cultura cristiana es considerado el sexo como una puerta hacia la degradación humana, sino que en casi todas las religiones ocurre algo similar, aunque es en la cristiana en la que encontramos una aversión más fuerte e irracional hacia este tema.

Es evidente que, como en todas las cosas, es el abuso lo que diferencia lo sano de lo enfermizo, dañino y patológico. Y también resulta evidente que, para un buen uso, lo mejor es la información y, sobre todo, la formación.

Y para formar, lo mejor es estar formado. Los padres tenemos la responsabilidad, la obligación, de formar a nuestros hijos e hijas. El tema sexual ha sido, hasta ahora, el tema más espinoso para tratarlo en familia. Tradicionalmente, en las familias se trata el tama con tanto sigilo que los hijos apenas ven a sus padres en posturas eróticas o de manifiesto cariño y emoción sensual. Y así comienza el proceso de considerar el sexo como algo vergonzoso o que debe permanecer oculto.

No se trata de vivir en promiscuidad, está claro. Pero lo ideal sería un término medio. El sexo forma parte de nuestra vida. Y es algo que puede determinar la felicidad o la insatisfacción de las personas. Y también está demostrado que una inadecuada aproximación y aprendizaje del sexo puede derivar en comportamientos sociales inadecuados y delictivos.

Es necesario, pues considerar el sexo con la seriedad y delicadeza que merece algo tan importante para el ser humano, sin caer en prejuicios, falsedades ni sinrazones, tanto en favor de su uso como en su contra.

La base para ello es comprender que lo esencial es el respeto. Respeto por uno mismo y por los demás. Y el derecho a un desarrollo sano y natural de cada una de las funciones y necesidades que conforman nuestra personalidad.

El sexo tiene sus ventajas y beneficios para la mente, la psique y el cuerpo. Pero también tiene los peligros de un mal uso. Y son las consecuencias de ese mal uso lo que debemos evitar.

Así, pues, más formación para un mejor disfrute.

2 comentarios:

Basseta dijo...

No puedo añadir nada porque lo has escrito muy bien y muy claro. Simplemente comentaré que el debate sobre la educación sexual en las escuelas fue, en su día, casi tan agrio como el del aborto ahora. La Iglesia, que se empeña en actuar de vigilante jurado de la (su) moralidad en España nunca ha querido que se hable con claridad de este tema.

Puri dijo...

Sin duda Claudio es un tema que ha de tratarse de un modo abierto y natural porque forma parte totalmente de nuestra naturaleza.La religión sin duda ha hecho mucho daño, lo que ha dado lugar a un gran desequilibrio.

Pero realmente sigue siendo un tema por descubrir "en toda su amplitud" porque el sexo influye en la totalidad del ser humano, su parte física , energética, emocional, mental y espiritual.

Desde que empieza a manifestarse como una energía apasionada en la adolescencia hasta que se convierte en una faceta de mágica integración y unión con la pareja y uno mismo y con la energía de la Vida hay un gran camino que andar y experimentar.

Para todas las facetas del sexo existen libros que se acoplan a las necesidades del momento. Yo os dejo el título de uno que he leído y me ha gustado mucho:
"Las relaciones íntimas y el sendero del amor. El viaje del corazón" de John Welwood.

Y para profundizar más, estos enlaces en los que se trata la energía sexual desde el tantra,
que si quitamos todos los prejuicios creados descubrimos algo nuevo y sano.

http://www.escueladeamor.com/


http://www.tantranuevatierra.com/tantrabasis/tantrabasis_sex.asp

Puri*